Skip to content

Cartagena y otra vez con España, primero puerto que distrito.

by en junio 25, 2012

Por JORGE EDUARDO CASTRO CORVALAN

Ayer, a las 11:25 AM, o quizás a las 11:26 AM, mientras cruzaba la “nacional”, esa vía que separa el casco urbano de Guaduas con el barrio semi rural dónde existo, me detuve a contemplar la hilera de camiones que luchaban con la fátiga de estar trancados. Por supuesto había uno que otro carro de turista, veraneante, familiar desafortunado que quedaba en medio de las moles. Y ahí, entre camiones, calculaba los ingresos de un nuevo y recién anunciado cambio de tarifas para los carrotanques.
El ministro Peñaloza había dicho en una entrevista que ese aumento sería irrelevante: “arriba de 4 o 5 pesos por barril” . Y yo con los dedos y toda la calma contagiosa del pueblo contaba irrelevancia en forma de petroleros sobre llantas. Casi imaginándome ser el dueño de la caja registradora que facturaba tanto progreso. Sin embargo, por más que quisiera ser el dueño de esa vía y aprovechar la discriminación tarifaria en medio del auge mundial por los energéticos. Tengo que admitir que el ministro en otro de sus comentarios tenía toda la razón: “el crudo no se hizo para transportarlo por camiones, se hizo para transportarlo por oleoductos”.

Para Guaduas ese es parte de su karma, y bendición, es tan estratégica su ubicación que el crudo llega en camiones para ser bombeado desde acá por oleoducto… hasta Coveñas. Porque claro, Coveñas es realmente a donde van a parar tantos barriles que han subido y bajado entre montañas a lomo de chasis desde los Llanos Orientales hasta este Valle de San Francisco. Es a Coveñas que llegan desde varias partes de Colombia, con el empuje de la ingeniería, millones de gotas negras listas para bailar la historia del desarrollo en otros lugares.

Sin embargo, para un planeta que disfruta, aunque no comprenda, la libertad del comercio global, pareciera que Coveñas no es suficiente.  Si le encanta el café de estas tierras, ¿cómo no le iba a fascinar el otro oro negro?. Con el café, Colombia genera combustión en los cerebros de millones en cada esquina de la Tierra, con el petróleo, Colombia completa con energía física  la llama intelectual encendida.

Por lo mismo, la Tierra, el planeta, pide… más que eso: demanda!

Y no solo se activa la vida entre tubos y pavimentos pincelando las cordilleras, frente al mar, empiezan como un impulso primaveral a florecer los puertos y sus muelles.

Sería un desperdicio del privilegio de tener dos océanos, que a ellos, no les diéramos amor con caricias de infraestructura. De hecho, entusiasma el que gente de otros lugares venga a apoyar ese cariño, porque las costas, y especialmente la que da al mar Caribe, clama por concretar la pasión de esas demandas, por consumar entre las olas el intercambio de fluidos.
Así que la noticia de un nuevo muelle energético en Cartagena, que no hace sino facilitar ese tórrido romance, no puede producir sino intensas sonrisas de buena vibra, como la de los invitados a un matrimonio entre enamorados.

Concretará la hazaña de erotismo constructivo el grupo Cobra, español para más señas, lo que no deja de ser una bella ironía en una ciudad amurallada por el miedo colonial al libre mercado.

Sin embargo, para que las murallas mentales dejen de ser necesarias hay primero que acabar con el miedo a los buques de otros mares. Para eso hay que tener presente que no hay mejor forma de acabar con los piratas que darles patente de comercio a los corsarios. Convertir al enemigo en amigo es la mayor victoria de todas, como lo resaltó Hayek “el Grande” en uno de sus impecables textos.

Cartagena tiene que por fin saldar la cuenta histórica con su geografía y aprovechar mejor sus condiciones logísticas. Coveñas funciona, pero como con la tentación entre los cuerpos, es importante diversificar las zonas de contacto.

Hoy aunque para algunos parezca un exabrupto, tenemos que recordar que Cartagena fue primero puerto que distrito cultural y turístico. Si algo tiene de turística y cultural esa hermosa ciudad se lo debe a su frustrada esencia navegante. Por eso la verdadera renovación urbana que requiere no tiene que ver con hoteles y restaurantes, lo que tiene que hacer es corregir ese error liberticida que relata Rodolfo Segovia:

“Al imperativo militar se sacrificaron las ventajas del puerto seguro. En efecto, los galeones debían fondear a corta distancia de la costa de la península de Icacos (hoy Base Naval del Caribe) y cargar y descargar sus pasajeros, fardos y botijas en pequeñas embarcaciones hasta y desde el muelle de la Contaduría, al fondo de la bahía de Las Ánimas. Costoso intermediario para una ciudad que también era comerciante, y que hubiese podido evitarse acoderando los navíos de la Carrera de Indias directamente a un muelle de desembarco en alguna de las amplias orillas de la bahía. Pero no fue así; se prefirió lo militar a lo comercial. Nacida bajo ese sino, no es de sorprenderse que se convirtiera en la plaza fuerte colonial más importante de la América del Sur, y en la segunda del Caribe, después de La Habana.”

Corregida la historia, restaurada la geografía, tampoco será de sorprenderse el que se convierta con Puerto Bahía en una de las conexiones energéticas más vibrantes del mar de los siete colores.  Hasta el mismísimo Vernon junto a Blas de Lezo, en el nivel de infierno o cielo que se encuentren… armaran una parranda!!!

Anuncios

From → Infraestructura

One Comment
  1. Carlos permalink

    Hola a todos! Solo queria compartir un pequeño articulo, (no sin antes disculparme con Jorge por el “spam”) sobre el sistema de reserva parcial bancaria, que es como funcionan todos los bancos del mundo hasta donde se y que es algo que la mayoria de la gente ignora, pero que es importante saber: http://mises.org/daily/6104/Let-Unsound-Money-Wither-Away.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: